Sanidad anuncia un centenar de contratos para frenar la lista de espera

21.09.2017

CESM recalca que «no hay casi paro médico» y UGT quiere saber «si hay bastante personal para todas las categorías»


El plan para frenar las listas de espera para entrar en el quirófano pasa por la creación de 21 nuevos equipos quirúrgicos que comportan 103 contratos a partir del último trimestre de este año. Lo anunció ayer la consellera de Sanidad, Carmen Montón, durante su comparecencia en la comisión de Sanidad de les Corts. La medida cuenta con un presupuesto de 1,5 millones e incluye especialistas en cirugía, anestesistas, enfermeras de quirófano, celadores o técnicos de cuidados auxiliares de enfermería.

Montón dio a conocer estos datos del plan quince días después de dar a conocer a la opinión pública la apuesta del departamento que dirige por el autoconcierto y la actividad quirúrgica los sábados como soluciones a una lista de espera que, según los datos de la propia conselleria correspondientes al pasado junio, reúne a 66.512 valencianos, cerca de 7.000 más que en el mismo mes de 2016. Además, soporta una demora media de 107 días, nueve más que un año antes.

La consellera se refirió a los temidos listados como «un problema estructural», como algo «no exclusivo de la Comunitat ni de este tiempo». Al inicio de su intervención refirió las listas de espera citando los datos del Ministerio de Sanidad correspondientes a diciembre de 2016. Señaló al respecto que esos resultados reflejan que la situación de la «Comunitat Valenciana es sensiblemente mejor que la media española», si bien advirtió de que los registros «no nos dejan satisfechos».

En distintas ocasiones recalcó la apuesta por el autoconcierto, la ampliación de horarios de quirófano en los propios hospitales públicos. Pero no descartó el plan de choque, una medida que comporta la colaboración con centros privados a los que se derivan pacientes para adelgazar la lista de espera. De hecho, se refirió a esta iniciativa como «medida complementaria», si bien precisó que en los últimos dos años han crecido un cuatro por ciento las negativas de los pacientes al mismo hasta alcanzar el 72 %.

El pasado sábado, tal como expuso la titular del departamento autonómico, ya se puso en marcha la iniciativa. Aseguró que en los hospitales de Elche y San Juan de Alicante se practicaron 26 intervenciones. Ahora, poco a poco, está previsto que se vayan incorporando el resto de centros sanitarios. Así, está previsto que el próximo sábado se incorporen el Clínico de Valencia, el Provincial de Castellón y el Hospital de La Plana.

Representantes sindicales en el ámbito sanitario, que habían criticado la falta de información sobre el plan, también se pronunciaron ayer sobre el anunció de Montón en la comisión de Les Corts. La secretaria general de la Federación de Sanidad de CC.OO, Rosa Atiénzar, señaló que si «va a reforzar la plantilla que lo lleve a la mesa de negociación» y, además, mostró el interés de CC.OO por conocer cómo se llevarán a cabo las medidas :«¿Será algo temporal, se va a prolongar en el tiempo, es algo coyuntural?».

Ricardo Llevata, secretario de comunicación del sindicato médico CESM, manifestó la «sorpresa» de esta formación sindical al considerar que «bastaría que ofertaran más autoconcierto a los voluntarios y a los mayores de 55 años». Insistió en que CESM en distintas ocasiones ha manifestado esta posición y como respuesta ha obtenido que «no había presupuesto». Respecto a la contratación de especialistas también mostró la «sorpresa» de CESM porque «prácticamente no hay paro médico, el desempleo es del 0,6%».

Jesús García, secretario del área de Sanidad de UGT, también mencionó que «hay poco paro médico». Se mostró partidario de la medida, si bien reclamó conocer las condiciones de los contratos, así como «si hay personal para poderlo hacer en todas las categorías y si se dispone del espacio necesario para acoger a los pacientes intervenidos».

También desde el sindicato CSIF se pronunciaron al respecto. El presidente de Sanidad de la formación, Rafael Cantó, solicitó «como agente social» que la consellera «aclare a qué se refiere» con la iniciativa. Insistió en que desde el departamento autonómico «no nos han informado de nada».